Galletitas Con Especias
Foto de la receta
Historia

Todos los indicios indican que fueron elaboradas hace 10.000 años por los nómadas, los que necesitaban un alimento fácil de transportar y con un alto aporte de energía. Su preparación fue en cierto modo una coincidencia, al someter por error una pasta de cereales a altas temperaturas. Esta no tenía levadura y tomaba la misma consistencia que el pan.

Ingredientes

Para 25 unidades

  • ½ taza de azúcar
  • 1 el huevo
  • ½ taza de margarina
  • 2 tazas de harina de trigo
  • ½ cucharada de canela molida
  • 1 cucharadita de jengibre molido
  • 1 cucharadita de clavo de olor molido
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • Harina para enharinar
  • Mantequilla para engrasar

Para El Glaseado

  • 1 taza de azúcar glas
  • 1 clara de huevo
  • 1 cucharadita de jugo de limón
  • ½ cucharadita de agua
Preparación

Preparación De Las Galletas

  • A) Batir la margarina con el azúcar hasta que tenga una consistencia cremosa y luego incorporar el huevo y la esencia de vainilla.
  • B) Cernir la harina con la canela molida, el jengibre molido y el clavo de olor molido agregar a la preparación anterior y remover con una paleta de madera hasta que la masa quede con una consistencia homogénea. Dejar reposar en la nevera durante 1 hora.
  • C) Precalentar el horno a 170°C.
  • D) Dividir la masa por la mitad y extender cada porción sobre una superficie enharinada con la ayuda
  • de un rodillo. La masa debe quedar con un grosor de 0,5 centímetros.
  • E) Cortar la masa con moldes decorativos y colocar las galletas en una bandeja previamente engrasada y enharinada.
  • F) Hornear por 30 minutos o hasta que las galletas estén doradas.
  • G) Apenas salgan del horno, con ayuda de un pincel pintar una capa de glaseado sobre las galletas. Dejar secar un poco y pintar otras dos capas más.

Preparación Del Glaseado

  • H) Batir la clara de huevo hasta que haga espuma.
  • l) Agregar poco a poco el azúcar glas sin dejar de remover.
  • J) Agregue el jugo de limón y el agua para que el glaseado no quede muy espeso.